ING España quería vender más préstamos, pero su target no eran sus clientes habituales, sino los NO CLIENTES.
Por eso creamos una campaña basada en la NO INFIDELIDAD. 


Back to Top